Composite vs Acero y Hormigón

¿Por qué utilizar composite en vez de acero y hormigón?

COMPOSITE en vez de ACERO

Además de la resistencia a la corrosión, los materiales compuestos tiene una serie de Ventajas frente al acero, que incluyen:

  • Peso ligero: Dependiendo de la formulación del material, los materiales compuestos pueden ser hasta un 70% más ligeros.
  • Alta Resistencia y durabilidad: Según necesidades se puede aumentar la fuerza en áreas críticas, como zonas que se pueden doblar o desgastar.

Con Acero se necesita una mayor resistencia en cualquier área, se debe agregar más metal, lo que a su vez aumenta el peso.

Los materiales Compuestos pueden diseñarse para ser mucho más resistentes que el acero, si bien el acero es igual de fuerte en todas las direcciones, los completes pueden diseñarse y fabricarse para ser fuertes en una dirección específica.

  • Bajo mantenimiento: los ingenieros pueden usar materiales compuestos para reducir los costos de mantenimiento debido a su resistencia a las sales de deshielo y otros agentes corrosivos.
  • Geometría de piezas grandes: una sola pieza hecha de materiales compuestos puede reemplazar un conjunto completo de piezas metálicas, agilizando el proceso de producción y reduciendo el mantenimiento de por vida.

COMPOSITE en vez de HORMIGÓN

Además del acero, muchos de los puentes actuales realizados por el sector construcción presentan una gran cantidad de hormigón.

Durante décadas, el hormigón ha sido el principal material utilizado para construir plataformas de puentes. Sin embargo, como ha demostrado la industria, existen numerosos beneficios al usar materiales compuestos en lugar de hormigón, ejemplos:

  • Instalación eficiente; los paneles de cubierta de puente construidos con materiales compuestos son más fáciles, más rápidos y menos costosos de instalar que los paneles de hormigón.

El hormigón vertido tarda 28 días en fraguar y los paneles prefabricados de hormigón requieren el uso de un equipo de mayor resistencia. Ello es debido al uso de pluma-gua que puede manejar una mayor cantidad de paneles de composite, por tanto los costos de transporte se reducen.

  • Menos Mantenimiento y Aumento de la vida útil: el hormigón puede durar entre 15 y 50 años. La sal y los entornos costeros dictan productos de hormigón más costosos. Los productos químicos también acortan la vida útil de un producto de hormigón.

«No sabemos cuánto duran los compuestos, porque no hemos llegado al final de la vida de ellos»

Los materiales compuestos han estado en servicio desde hace medio siglo por lo que pueden durar más de 75 años, son resistentes al agua, la sal, los productos químicos, las temperaturas extremas de calor y frío así como a variables que se encuentran en los entornos costeros.

Ponte en contacto con nosotros, estaremos encantados de asesorarte. Contactar